León, la sangría de una de tantas provincias españolas.


León
León

Todos sabemos que desde hace años vivimos sumidos en una crisis económica que parece no tener fin y que ha sido agravada por unas políticas de austeridad que se alejan mucho de la realidad, de las necesidades diarias y de los problemas reales que sufre la población.

En León la crisis económica se lo esta llevando todo por delante, ha borrado de la capital al pequeño comercio. Y lo ha hecho con una virulencia extraordinaria. El reflejo de esta situación se encuentra en el elevado número de locales comerciales y oficinas que hoy se encuentran sin una actividad en la capital.

Según la Cámara de la Propiedad Urbana de León nunca se habían registrado unos números tan preocupantes. Desde el inicio de la crisis “más de 600 locales y oficinas se han quedado sin actividad”

Locales vacíos en el centro de León
Locales vacíos en el centro de León

El comercio genera dos de cada diez empleos en la capital, pero los nuevos hábitos y el desplome del consumo ponen al sector al límite de la viabilidad. Casi 15.000 familias leonesas viven de las tiendas. Una de las características de las tiendas tradicionales de la ciudad está siendo en esta crisis su esfuerzo por mantener a las plantillas. De hecho, pese al continuo descenso de las ventas y los márgenes en los últimos tres años el sector ha perdido menos de un millar de empleos, desde los 15.452 de finales del 2009 a los 14.545 con los que acabó el año pasado. Aún así la situación cada vez es más insostenible y muchos de esos puestos de trabajo están ya en el aire o directamente en el paro.

Plaza de Santo Domingo, León.
Plaza de Santo Domingo, León.

Además de esto el número de pisos vacíos en la capital leonesa nos deja también cifras preocupantes, el frenazo del mercado inmobiliario ha sido tan brutal en la ciudad que León dispone de Viviendas de Protección Oficial que no ocupa nadie, en concreto 345 pisos que a día de hoy se encuentran vacíos y sin perspectiva de ser vendidos.

La Lastra, fiasco inmobiliario de León que se ha quedado a medias.
La Lastra, fiasco inmobiliario de León que se ha quedado a medias.

La crisis económica y el incremento del desempleo han impedido a muchos propietarios abonar las cuotas de su hipoteca, lo que llevó el pasado año a los bancos a convertirse en propietarios de 1.709 viviendas. El 65 por ciento de las adjudicaciones por ejecución de hipoteca correspondió a una primera vivienda. Se trata de un dato sin duda significativo debido a que su pérdida tiene un impacto social muy superior a la segunda residencia u otro tipo de fincas. Estos datos corresponden a toda la Comunidad Autónoma de Castilla y León, que si bien son notablemente más bajos que los de Andalucía, Cataluña o Valencia también es verdad que el boom inmobiliario en estas otras comunidades fue mayor que el vivido en Castilla y León.

Por si esto fuera poco, el Ayuntamiento de la ciudad tiene una deuda de 350 millones de Euros, deuda que anteriormente era de 434 millones y que tras 20 meses de duros recortes ha sido reducida en 84 millones de euros. No hay que olvidar tampoco que el Alcalde de León fue de los primeros en aplicar la reforma laboral para deshacerse de mas de 200 empleados municipales.

Emilio Gutierrez, alcalde de León del PP.
Emilio Gutierrez, alcalde de León del PP.

A la mala situación que atraviesa la ciudad de León hay que sumarle también el drama que vive toda la provincia, con 48.984 parados, sin apenas industria, la minería casi aniquilada y pueblos enteros como Villablino donde todos sus habitantes están en paro.

Villablino, era uno de esos municipios de la comarca laciana que hasta hace poco dependía de la minería, un sector que no sólo empleaba a gran parte de la población, sino que también conformaba una red de establecimientos de cara al turismo y el sector servicios. A raíz de la crisis que está viviendo la minería y la falta de ayudas por parte del Gobierno Central, el pueblo se ha visto sumido en «una grave crisis» que ha dejado a sus habitantes sin empleo. El drama de la localidad leonesa no es más que el ejemplo del estrepitoso fracaso de las políticas de Mariano Rajoy y de lo errónea que es la austeridad sin límites.

Mineros encerrados en la Diputación de León en protestas del año pasado
Mineros encerrados en la Diputación de León en protestas del año pasado

El Gobierno abandono a las comarcas y a sus habitantes cuando retiro las ayudas al carbón, destruyendo así todo un sector y abocando al paro a todos sus habitantes. Los mineros desde entonces han hecho todo tipo de protestas, desde encerrarse en la Diputación de León, hasta una marcha negra hacia Madrid. A pesar de los esfuerzos no han conseguido nada, el Gobierno les ha ignorado por completo, ha mirado hacia otro lado y a continuado dinamitándolo todo. Aún así los mineros no se rinden y ya han convocado nuevas manifestaciones para el día 17 de abril.

Marcha minera
Marcha minera

La ciudad de León se muestra empobrecida, plagada de carteles de “se vende”, “se alquila”, con muchos negocios a punto de echar el cierre porque la caída del consumo ha sido tan brutal que prácticamente cualquier negocio resulta ruinoso. A esto hay que sumar la perdida de población constante, un aeropuerto prácticamente vacío, perdida de turistas y envejecimiento de la población.

Aeropuerto de León, muy bonito pero apenas tiene aviones
Aeropuerto de León, muy bonito pero apenas tiene aviones

El panorama en León es deprimente y no tiene pinta de ir a cambiar próximamente. La situación económica ya nos ha advertido Bruselas que no va a cambiar en un futuro cercano, la recesión continuara en 2014 y provincias como León seguirán sufriendo la cara más amarga de la crisis y del austericidio al que nos esta sometiendo el Gobierno de Mariano Rajoy.

La única forma de que provincias como León salgan adelante es con la receta contraria a la impuesta por Europa, León necesita estímulos económicos, inversión e industria, de lo contrario la Provincia seguirá muriendo lentamente y si atendemos a las últimas exigencias de Bruselas ya nos podemos dar por perdidos porque nuevas subidas de impuestos y nuevos recortes terminan de aniquilar lo poco que queda en provincias como León. ¿Cual es el límite a la austeridad? ¿Cuánta más gente tendrá que acudir a Caritas o ser desahuciada para que alguien de un puñetazo en la mesa y decida cambiar la receta de la austeridad por la del estímulo? León, no es un caso aislado sino un ejemplo de muchos en toda España y la situación comienza a ser insostenible.

Vista aérea de Villablino
Vista aérea de Villablino
Anuncios

One comment

  1. Mucho gasto en campañas pro otan y poco estímulo económico para las pymes, así no se va a ninguna parte.

    Y que decir de la corrupción, el corrupto que comparta celda con presos comunes, ya verán que pronto se les quita las ganas de robar al estado.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s